magnesio: un maravilloso mineral

salt-19016_640

“Solo porque no estas enfermo no significa que estas saludable”.

 El presente artículo tiene como fin, aclarar algunas dudas e inquietudes sobre este maravilloso mineral, muy de moda en muchos países del mundo. Algunas personas tratando de prevenir y curar sus males, han depositado en el magnesio, una fe ciega, que se ha transmitido de persona a persona. Como siempre la revista blanca nace para toda esta sociedad deseosa de información clara y objetiva, que lo entere y lo oriente respecto a sus dudas y, “que sane sus necesidades”.

Magnesio:

  • Descubierto por:  el químico Humphrey Davy.
  • Lugar de descubrimiento: Inglaterra.
  • Año: 1808.

El magnesio es el cuarto catión más abundante en el organismo después del calcio, fósforo y potasio, y es el segundo catión en importancia dentro de la célula, por tanto, este mineral como elemento químico, es considerado un macromineral. El ser humano nace con menos de 1gramo, pero en la edad adulta su concentración alcanza de 25-30 gramos. Cantidad que está  repartida principalmente en los huesos 65% (localizado en los cristales de hidroxiapatita), músculos 25% y otros tejidos 6%.

El magnesio a nivel bioquímico es considerado factor  esencial para la formación de más de 300 procesos enzimáticos. La actuación del magnesio como activador de diversos procesos enzimáticos, está plenamente demostrada.  Participa en muchas reacciones donde los enlaces requieren la presencia del magnesio para la producción de energía (ATP). Interviene en la síntesis de proteínas y grasas, regulación del calcio y  la estructura del ribosoma. Interviene también, en la síntesis de proteínas y ácidos nucleicos, generación y transmisión  del impulso nervioso, la contracción muscular y cardiaca.

Es tan esencial este mineral en el organismo, que se ha puesto de manifiesto que es el que regula el cotransporte del Na, K, Cl, y Ca.

En resumen, el magnesio es un mineral que interviene en múltiples procesos enzimáticos y metabólicos, por lo que su deficiencia genera  graves consecuencias al organismo.

Este elemento químico forma parte del anillo central de la clorofila, sustancia que se desarrolló hace tres mil millones de años y es la responsable del pigmento verde de las plantas y de la fotosíntesis

Funciones del magnesio a nivel fisiológico

El magnesio a nivel fisiológico es fundamental para numerosos sistemas:

 1- Sistema neuromuscular: excitabilidad neuronal y excitabilidad muscular; Inductor del sueño y relajante muscular.

 2- Sistema cardiovascular: cardioprotector, anti-isquémico; controla la presión arterial al regular el calcio.

 3- Sistema circulatorio: protege las paredes de los vasos sanguíneos, evitando la arterioesclerosis. Es además, vasodilatador, antitrombotico y muy usado para la sanación de heridas.

 4-  Sistema óseo: es clara su indicación en la osteoporosis. Ayuda a fijar el calcio en los huesos y lo arranca de los lugares  indebidos; como el ubicado en las arterias y los lleva hasta el hueso.

 4- otros sistemas: activa la movilidad de los espermatozoides, activa funciones hepáticas y respiratorias.

 Absorción y excreción del magnesio:

 Este maravilloso mineral es  absorbido principalmente  en el intestino delgado; en sus porciones íleon-yeyuno, en el estómago e intestino grueso.

La vía más importante de excreción es por heces y orina. Todo depende de la ingestión de este elemento.

Deficiencia de magnesio

Se llama  hipomagnesemia  a la baja concentración de magnesio en plasma;   menor de 1,7 mg/dl. Si se comprueba o no la hipomagnesemia, existirá deficiencia de fósforo; ya que el magnesio es el que lo transporta e  hipocalemia porque es el magnesio el que permite el ingreso de potasio a la célula. A estos fenómenos de hipomagnesemia se liga también, la hipocalcemia; siendo este el principal problema de la deficiencia de magnesio, porque según estudios clínicos, la falta de magnesio afecta la excreción de la hormona parathormona responsable de las concentraciones de iones de calcio en el líquido extracelular. Se estimula también, la liberación de la renina, y por lo tanto, aumentan la aldosterona y las angiotensinas responsables de la hipertensión renovascular(Jiménez y otros, 2004)(gallego, y otros, 2006).

  En individuos sanos que consumen una alimentación balanceada es muy difícil que se produzca una deficiencia de magnesio. Pero hay factores que influyen para que existan bajas concentraciones de magnesio en plasma, así como a nivel intracelular. Factores que si los analizamos muy detenidamente, podríamos decir que existe deficiencia de magnesio   en varias personas de toda la población mundial. Además,  Numerosos estudios epidemiológicos ponen de manifiesto que un alto número de individuos ingieren en la dieta niveles de magnesio inferiores a los recomendados (Ramírez, 2000).

 Factores que influyen una baja concentración de magnesio en plasma

  • Disminución de la ingesta debido a una alimentación desbalanceada; ¿y quién no la tiene?
  • Mala absorción: como ocurre en personas mayores de 65 años, enfermos celiacos y síndrome de malabsorción (daza, 2013).
  • Pérdida intestinal; diarreas y vómito.
  • perdida renal por factores de
  • Alta fibra en la dieta reduce la absorción de minerales entre ellos el magnesio.
  • La alcalinidad reduce la absorción del magnesio, por lo tanto, la acidosis la favorece.
  • Baja ingesta de proteínas reduce la absorción del magnesio.
  • El alcohol estimula la perdida renal del magnesio.
  • Diuréticos como la hidroclorotiazida y furosemida; estos medicamentos compiten con el receptor del magnesio a nivel del asa de Henle.
  • El ácido oxálico presente en las espinacas actúa como quelante o secuestrante del magnesio; no lo deja absorber.
  • Exagerada cocción de los alimentos.
  • Un alto contenido de grasas saturadas también lo inhiben.
  • Por último, diversas hormonas, vitaminas y minerales juegan un papel importante en el comportamiento de este mineral.

Síntomas de deficiencia de magnesio

Mareos o vértigo, debilidad muscular, irritabilidad, calambres y dolor muscular, tics nerviosos, dolor articular, fatiga o cansancio, muerte súbita en deportistas (vergasa, 2009) y muerte en lactantes (Alfaro, 2012) y muerte asociado a arritmias cardiacas (revista de cardiología, 1993).

Diagnóstico de hipomagnesemia

Para evaluar la deficiencia de magnesio, se realiza un examen en el laboratorio clínico especializado en la  medición de su concentración plasmática. Es primordial visitar un buen laboratorio que tenga experiencia en este tipo de pruebas por lo difícil de medir este catión. Aunque los defensores de este importante mineral sostienen que no son necesarias las pruebas de laboratorio, afirmando que el 80% de las personas presentan déficit de magnesio.

Alimentos y sustancias donde se encuentra el magnesio

El magnesio se encuentra en: carnes, productos de mar, cereales, frutos secos, legumbres, chocolates y alimentos germinados (vergasa, 2011) y el agua o bebidas a base de cloruro de magnesio de buena procedencia (Hernández, 2007). En polvo en forma de citrato de magnesio, lactato, sulfato de magnesio, carbonato de magnesio y cloruro de magnesio son fuentes importantes.

Uso médico del magnesio

El magnesio es usado en varios medicamentos: como laxante (carbonato de magnesio), parece impedir la absorción de agua por el intestino, por lo que éste reacciona provocando la evacuación de las heces. Antiácido (hidróxido de magnesio), inductor del sueño (bromhidrato del glutamato de magnesio), antiepiléptico (valproato de magnesio), excipiente de muchos medicamentos (estearato de magnesio), gluconato de magnesio, y un gran etc.

Hipermagnesemia

Se denomina Hipermagnesemia al aumento de magnesio en plasma. Esta condición es poco frecuente. En general los efectos tóxicos son poco documentados. Sin embargo, Se debe usar con precaución con altas dosis, y más si el paciente presenta problemas renales. En un estudio con ratas de laboratorio se evidencio daño funcional y estructural a nivel renal con altas concentraciones de magnesio (Méndez ,2013).

Conclusiones

  • El magnesio es considerado desde tiempos remotos como un catión fundamental en la biología del ser humano. Con su participación y regulador de múltiples procesos enzimáticos y metabólicos, y en su forma de cloruro de magnesio (MgCl2 6H2O) se ha ganado la fama de rejuvenecedor y antienvejecimiento, pero esta fama solo se debe al magnesio y no al cloruro.
  • Creen algunos autores y defensores de este maravilloso mineral, que el consumo por parte de las personas está muy por debajo a las necesidades reales y que el 80 % de la población presenta deficiencias_ cosa que compartimos_. Además, debido a la ubicación intracelular de este catión, se presenta cierta dificultad la interpretación de los valores en el laboratorio. Otra característica importante que dificulta su medición es el estado de hidratación del paciente y la cantidad de magnesio unida a las proteínas; entonces, la desnutrición, el alcoholismo y el síndrome nefrótico, enmascararían su resultado.
  • Por la escaza toxicidad a dosis moderadas , con excepción de pacientes con problemas renales_ creatininas por encima de 2.0 mg/dl _ y, tratándose de un mineral y no un medicamento, y que según nuestra experiencia, hemos podido observar un alto consumo por moda de este mineral, recomendamos la utilización del magnesio con “moderación”,  bajo recomendación del farmaceuta o bajo supervisión médica

Escrito por Héctor Isaza Montoya

Regente de farmacia, universidad de Antioquia

29/11/2016

Bibliografía

  • Alfaro, J. M. (2012). Síndrome de muerte súbita del lactante. CES Medicina8(2), 101-105.
  • Bergasa, A. M. L. (2009). Contestando a tus preguntas sobre el magnesio(Vol. 224). Edaf
  • Bergasa, A. M. L. (2011). El magnesio, clave para la salud: la importancia de este elemento y los problemas que causa su deficiencia. Edaf.
  • Daza, W., & Dadán, S. (2013). Síndrome de malabsorción. Leal Q, Francisco. El pediatra eficiente. 7a. Ed. Bogotá, Editorial Médica Panamericana, 418-428.
  • FISIOLOGIA, M. Y. (1993). Magnesio. Actualidad de una antigua terapeutica. REVISTA ARGENTINA DE CARDIOLOGIA61(6).
  • Gallego, J. G., Collado, P. S., & Verdú, J. M. (2006). Nutrición en el deporte: ayudas ergogénicas y dopaje. Ediciones Díaz de Santos.
  • Hernández, L., & Ricardo, D. (2007). Determinación de la calidad microbiológica de las marcas comerciales y preparados magistrales de solución de cloruro de magnesio comercializada en el área metropolitana de San Salvador(Doctoral dissertation, Universidad de El Salvador).
  • Jiménez, C. E., Gómez, A. V., Alajmo, E. C., & Mora, F. G. (2004). Líquido y Electrolitos en Cirugía. Fisiopatología celular y bioquímica.
  • Méndez Agreda, G. (2013). Evaluación del riesgo por toxicidad crónica a la exposición de magnesio a nivel renal en ratas de la especie Rattus norvegicus.
  • Ramírez, P. A., del Pozo, E. M. P., & Llopis, J. (2000). Magnesio. Ars pharmaceutica41(1), 91-100.

         .imagen cortesía de pixabay

 

 

2 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.